Sé nuestro guía, Beato Nicolás Roland

Sé nuestro guía

Beato Nicolás

*con corazón de pobre, sacrificaste prestigio y fama,
gastaste fortuna y salud para acudir
en ayuda de los niños pobres o abandonados.

*con corazón tierno y humilde, tú joven de corazón ardiente,
supiste unir fuerza y paciencia para entrar en la ternura de Jesús Niño.

*tu corazón a menudo se afligía al ver a Dios tan poco conocido,
tan poco amado, y al hombre desfigurado.
Para reiterar a cada uno el Amor del Padre y su grandeza de hijo de Dios,
fundaste una familia de Religiosas totalmente entregadas a Jesús en su encarnación.

*apasionado por la justicia, trabajaste sin descanso
para que el niño sea reconocido en su dignidad.
Para ellos, suscitaste educadores afectuosos y atentos.

*pastor conmovido por toda miseria humana,
lleno del amor misericordioso del Padre,
formaste a tus hermanos sacerdotes
para que revelasen Su Ternura y perdonasen en Su Nombre.

*iluminado por la Presencia de Dios,
tu corazón puro lo descubrió actuando en todas las cosas
y lo reconoció en los miembros sufrientes.

*guía espiritual, supiste pacificar las almas atormentadas
y llevarlas al abandono y la confianza en Dios.
Tú mismo supiste conservar la paz en las contradicciones.

*Apóstol de corazón ardiente, suportaste por Su Nombre,
y hasta tu muerte, desprecio e incomprensiones.

Share Button
Ce contenu a été publié dans Comprométete…. Vous pouvez le mettre en favoris avec ce permalien.

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée. Les champs obligatoires sont indiqués avec *